0

Chihuahua, Chih.- En razón de la crisis sanitaria que se vive el país, el diputado Alejandro Gloria González propuso al Congreso del Estado se solicite a la Secretaría de Relaciones Exteriores, se restrinja el paso de ciudadanos estadounidenses por las fronteras terrestres a México, salvo que se compruebe que se trate de una emergencia médica, familiar o se trate de personal de trabajo esencial, siempre y cuando lo anterior se acredite ante las autoridades migratorias mexicanas.

Esto se debe, explicó, a que el panorama mundial tras la declaratoria del COVID-19 como una pandemia, “nos ha enfrentado a situaciones quizá antes impensables. Sin duda alguna todos vivimos una nueva realidad, que si bien aún no la aceptamos como normalidad, debemos asumir buscando el  bienestar propio y común.”

“En este sentido, el sentimiento de pérdida de libertad, de confinamiento, es un factor que afecta a la población de manera impactante, aunque como hemos dicho, es una medida en pro de la salud y del bienestar: países como Canadá, Chile, Perú, Argentina, Colombia, Uruguay y Paraguay por mencionar algunos, han incluso cerrado o restringido el acceso por sus fronteras”.

Recordó que desde el pasado 21 de marzo los gobiernos de México y Estados Unidos con motivo de la pandemia acordaron limitar el tránsito terrestre de personas entre sus fronteras, cierre que se ha ido prorrogando de común acuerdo; sin embargo, dijo, a pesar de ser una decisión tomada por ambos países, este cierre es unilateral: la restricción de tránsito aplica solamente para los ciudadanos mexicanos, permitiéndose el libre acceso a México a los ciudadanos estadounidenses.

Esta situación no ha pasado inadvertida por los habitantes del lado mexicano de la frontera, quienes con asombro, descontento e incluso temor ven cómo cualquier persona proveniente de Estados Unidos va, viene y realiza actividades cotidianas sin ninguna restricción, señaló.

Aunado a la molestia que se ha externado por más de una persona, comentó el diputado, “encontramos  que El Paso, Texas es la segunda ciudad de entre  las 30 ciudades más grandes de Estados Unidos con mayor índice de casos confirmados de COVID-19, lo cual sumado al libre tránsito de estadounidenses, implica un grave riesgo para las ciudades fronterizas de nuestro estado”.

Ahora bien, el retroceso a color naranja en el semáforo epidemiológico para Ciudad Juárez requiere la toma de acciones inmediatas además de las que ya se llevan a cabo por las autoridades locales, que permitan contener la pandemia.  Si bien las cifras cambian cada día, los casos confirmados ubican a nuestra ciudad fronteriza como la tercera en cuanto a número de casos de entre aquellas directamente limitantes con Estados Unidos.

Agregó que dado que "según declaraciones de la Secretaría de Relaciones Exteriores, la decisión de ampliar el periodo de cierre de fronteras el pasado mes de septiembre fue por iniciativa de México, justo sería entonces que las restricciones de cruce terrestre de personas fueran aplicables no sólo para los mexicanos, sino para los estadounidenses, cuyo libre paso a México durante la crisis sanitaria, es un riesgo que nuestros gobiernos no deben ni pueden asumir".

Hola, déjenos un comentario Blogger

[La noticia en video][slider1][recent][9]

[Nacional][combine][recent][5]

[Internacional][horizontal][recent][5]

 
Top