0


Redacción.- Más de la mitad de la población mundial -concretamente, unos 4.200 millones de personas- no dispone de retretes en sus viviendas o cuentan con sistemas de saneamiento deficientes y unos 3.000 millones de personas carecen de instalaciones para lavarse las manos con agua y jabón en sus hogares, algo vital con la actual pandemia de Covid-19. Estos son algunos datos de Naciones Unidas con motivo del Día Mundial del Retrete, que se celebra este jueves, 19 de noviembre.

Además, la ONU indica en un mensaje con motivo de este Día, recogido por Servimedia, que unos 297.000 niños menores de cinco años mueren cada año (unos 800 cada día) por enfermedades diarreicas causadas por las malas condiciones sanitarias o el agua no potable. Y que el 80% de las aguas residuales retornan al medio ambiente sin ser tratadas o reutilizadas.

Para 2050, hasta 5.700 millones de personas podrían estar viviendo en áreas donde el agua es escasa durante al menos un mes al año, lo que crea una competencia sin precedentes por los recursos hídricos.

Naciones Unidas apunta que 620 millones de niños asisten a escuelas sin baños, uno de cada tres centros escolares carece de servicios básicos de saneamiento e higiene y uno de cada cinco establecimientos de salud no dispone de ningún servicio de saneamiento. Esta falta de servicios cuesta al año unos 222.000 millones de dólares (187.000 millones de euros) en productividad perdida, aumento del gasto en salud y producción económica.

ENFERMEDADES MORTALES

Sin un saneamiento sostenible gestionado de forma segura, las personas a menudo no tienen más remedio que utilizar retretes inadecuados y poco fiables o practicar la defecación al aire libre. Incluso donde existen inodoros, los desbordamientos y las fugas de las tuberías y los sistemas sépticos, y el vertido o el tratamiento inadecuado, pueden significar que los desechos humanos no tratados salgan al medio ambiente y propaguen enfermedades crónicas y mortales como el cólera y las lombrices intestinales.

Con la intención de acabar con los tabúes acerca de los retretes y convertir el saneamiento en una prioridad de desarrollo mundial, en 2013 la Asamblea General de las Naciones Unidas declaró el 19 de noviembre el Día Mundial del Retrete.

El tema de este año por el Día Mundial del Retrete es 'Saneamiento sostenible y el cambio climático', puesto que las inundaciones, la sequía y el aumento del nivel del mar amenazan los sistemas de saneamiento, desde los inodoros hasta las fosas sépticas y las plantas de tratamiento.

Las inundaciones pueden contaminar los pozos utilizados para el agua potable o pueden dañar los inodoros y esparcir los desechos humanos a las comunidades y cultivos alimentarios, causando enfermedades crónicas y mortales.

"Todos deben tener un saneamiento sostenible, junto con agua potable e instalaciones para lavarse las manos, para ayudar a proteger y mantener la seguridad de nuestra salud y detener la propagación de enfermedades infecciosas mortales como Covid-19, cólera y tifoidea", apunta la ONU.

Agencias

Hola, déjenos un comentario Blogger

[La noticia en video][slider1][recent][9]

[Nacional][combine][recent][5]

[Internacional][horizontal][recent][5]

 
Top